jueves, 23 de diciembre de 2010

Mª Jesús Soler




infoexpres
sábado, 18 de diciembre de 2010


Una escultura recordará a los médicos fallecidos en Elche en la terrible epidemia de 1811
La Fundación Doctor Soler y FacoElche donará una escultura al Ayuntamiento para que se instale en la Plaza del antiguo Huerto de Don Julio María López Orozco, en la calle porta de la Morera. El objetivo de esta donación es levantar un monumento en reconocimiento a los médicos que murieron en la mayor tragedia civil que sufrió Elche en 1811.
El próximo año se cumplirán 200 años de la epidemia de fiebre amarilla que asoló la ciudad, redujo a la mitad su población con once mil muertos y todos los médicos ilicitanos fallecieron, al igual que los que vinieron de fuera. La elevada mortandad provocó la construcción del cementerio viejo.
La escultura será obra de la artista María Jesús Soler y supondrá un homenaje a toda la colectividad de médicos tanto locales como foráneos que han servido a nuestra ciudad velando por su salud a lo largo de los años. El Doctor Soler ha señalado que la idea comenzó hace años cuando leyó el libro de la Historia de Elche de Pedro Ibarra y le sorprendió los devastadores efectos que causó la epidemia de fiebre amarilla. Desde entonces, ha estado esperando a que se cumpliera el bicentenario de aquella tragedia para recordarla y, al mismo tiempo, reconocer la labor de los médicos. La escultura se inaugurará el próximo mes de febrero coincidiendo con la apertura de una nueva edición del congreso oftalmológico FACOELCHE.