lunes, 13 de septiembre de 2010

Reportaje del curso impartido por Ana Matías en Marbella


La semana pasada asistí al curso que Ana Matías impartió en el taller del Museo de Grabado de Marbella; como me imaginé el curso fue una maravilla, y es que Ana nos enseñó todos sus secretos de taller, sus innumerables recursos, tanto a la hora de estampar las planchas como durante la ejecución de las mismas, transformando cada error nuestro en un punto de interés en la obra, enseñándonos a aprender de los errores y a aprovecharlos a favor.





Además de disfrutar de su buen humor y su paciencia con todos nosotros, de su trato, de su simpatía, y su sencillez, siendo como es una gran artista en muchas facetas, lo lógico es lo que ha pasado, que nos hemos quedado con ganas de más. Con muy buen sabor de boca, y con mayor admiración aún por ella.